• Ángel Sánchez

Cumbre Global de Inteligencia Artificial en Riad



Con la pandemia por el Covid-19, el contacto humano ha ido reduciéndose y así seguirá siendo, pues la inteligencia artificial seguirá siendo pieza importante en el desarrollo de la vida diaria. Prueba de ello es que durante la emergencia sanitaria, los empleos que mayor éxito han tenido son aquellos que han hecho uso de la inteligencia artificial, así lo informó Jan Carbonell, integrante de Saturdays.ai, una organización sin fines de lucro que se dedica a formar personal en el ámbito de la inteligencia artificial, durante el Congress of Engineering and Technological Entrepreneurship, evento organizado en la Universidad de las Américas en Puebla.


La innovación, la escalabilidad potenciada por el internet y el uso de las redes sociales, el tiempo y la reducción de mano de obra, son características que hacen que la inteligencia artificial haya llegado para quedarse y ¿por qué no? Para dominar el mundo con base en una nueva revolución tecnológica; es por eso que países como Arabia, con un enorme capital, quieran ser potencia en este ámbito.


En los últimos años, diversos países se dieron cuenta de que el futuro global está en el uso de los avances tecnológicos, así como en su elaboración; uno de los países que quiere tomar la delantera en el manejo de la revolución tecnológica y de la inteligencia artificial es Arabia Saudita.


Conforme ha trascurrido el tiempo, cada vez son más los países que desarrollan inteligencia artificial. Por ejemplo, en el 2017, durante el Future Investment Initiative, una cumbre de tecnología celebrada en Riad, Arabia Saudita presentó al primer robot con ciudadanía y que con sus ojos podía grabar todo lo que estaba a su alrededor, imitando más de sesenta gestos y expresiones características del ser humano.


Creada en Hong Kong en el 2016 por la compañía Hanson Robotics, Sophia, la robot, expresó en una entrevista que su inteligencia artificial había sido desarrollada con base en los valores de la sabiduría, amabilidad y compasión, además de que quería inmiscuirse entre la vida humana, pues gracias a su software con IA (inteligencia artificial) puede mantener conversaciones simples previamente definidas.



A finales del 2020, Arabia Saudita anunció que seguirán haciendo fuertes inversiones de capital en inteligencia artificial, principalmente para ya no depender en exceso del petróleo. En un plan de diez años, el país asiático invertirá aproximadamente 20 mil millones de dólares para la innovación y el desarrollo de inteligencia artificial, teniendo como eje hacer de estos avances tecnológicos un componente de una economía alternativa a través de nuevas empresas y de compañías que tengan en su esencia la innovación.


Asimismo, los árabes no planean abandonar el sector petrolero pues a la par de que generan y adaptan inteligencia artificial a su vida cotidiana, tienen elaborada una estrategia conjunta con Rusia para hacer uso de la inteligencia artificial en el proceso de exploración de petróleo y gas, así lo dio a conocer Alexandr Novak, el viceprimer ministro de Rusia, en una conferencia de prensa en Riad.


Aunado a esto y a sabiendas que las potencias mundiales serán aquellas que dominen el campo de los avances tecnológicos, Rusia y Arabia Saudita han formado una importante alianza puesto que han firmado varios acuerdos por más de 5 mil millones de dólares, según Alexandr Novak. De igual forma, mencionó que los árabes han invertido en territorio ruso, por lo menos en 30 proyectos en el sector de la innovación, la tecnología y la inteligencia artificial, traducido en no menos de 2.5 millones de dólares.


Desde hace unos ayeres, Arabia Saudita busca ser pionero y líder en inteligencia artificial, prueba de ello es que busca dar un golpe futurístico con NEOM, una ciudad del futuro. Esta ciudad está planeada para comenzarse a desarrollar en el 2025, con una inversión mínima de 500,000 millones de dólares y construirse entre tres países: Arabia Saudita, Jordania y Egipto.



Con una extensión territorial aproximada de 26.500 kilómetros cuadrados, el objetivo de esta ciudad es que se convierta en un centro mundial de negocios donde el dinero físico no exista, sino que todas las operaciones sean automatizadas y bancarizadas. Otro de los aspectos importantes de NEOM es que existirá un mayor número de robots que de humanos; además de que se planea que su energía sea limpia en su totalidad, haciendo uso de paneles solares y de molinos de viento.


Se prevé que la ciudad contribuya con 48 mil millones de dólares al PIB del reino para el 2030, mientras buscará generar 380 mil empleos, así lo informó NEOM. Con cada día que trascurre, la humanidad se encuentra cada vez más en contacto con el uso de la inteligencia artificial, pues solo en nuestra vida cotidiana hacemos uso de máquinas expendedoras o de nuestros dispositivos móviles. Sin embargo, los avances más significativos van desde Sophia, bandas de K-pop conformadas completamente por robots, entre otros.


2 vistas0 comentarios